Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Michael Hill entre los entrevistados para la plaza de GM en Houston.

HOUSTON, TX – El pasado 11 de noviembre, apenas seis días después de concluir la Serie Mundial, los Astros se separaron de su Gerente General James Click y desde entonces se han estado manejando con la plaza vacante. De hecho, ha sido el propio dueño del equipo, James Click, quien asistido por su asesor Jeff Bagwell y los ejecutivos Andrew Ball y Bill Firkus, se han encargado de las operaciones de béisbol en la organización. Bajo su supervisión llegó a Houston el inicialista estrella José Abreu, además de garantizar los retornos de los agentes libres Rafael Montero y Michael Brantley. También ellos se encargaron de negociar con los jugadores elegibles al arbitraje salarial, el período de firmas internacionales y muchos aspectos más.

Sin embargo, parece que esta situación no se extenderá por mucho tiempo más. Según el periodista Ken Rosenthal, de The Althetic, Crane ha realizado una serie de entrevistas recientemente con el objetivo de encontrarle un sucesor a Click. Entre los candidatos mencionados por Rosenthal aparecen el actual Vicepresidente de Scouting de los Bravos de Atlanta Dana Brown, el ex Gerente General de los Gigantes de San Francisco Bobby Evans, y el veterano de raíces cubanas Michael Hill, quien pasó casi dos décadas como máximo ejecutivo en la oficina de los Marlins de Miami y actualmente se desempeña como Vicepresidente Senior de operaciones de campo para Major League Baseball.

Sea alguno de ellos o quienquiera que llegue, recogerá un trabajo prácticamente hecho. Los Astros conservan casi en su totalidad el núcleo que se coronó campeón hace poco más de dos meses en Minute Maid Park. Además, ya fueron resueltas las contadas carencias con las que el equipo enfrentó la agencia libre, se logró evitar las audiencias de arbitraje salarial con seis de los ocho jugadores elegibles y el grueso de los acuerdos en el período de firmas internacionales también fueron materializados en la jornada de ayer. Por otra parte, nómina del conjunto proyecta unos $210 millones (aproximadamente) para la venidera campaña, por lo que permanecer debajo del umbral de $233 millones establecido en el actual CBA para 2023 tampoco será un reto.

¿Que le correspondería hacer al nuevo Gerente General una vez que estampe su firma y se una a los siderales?

Bueno, primeramente hay un par de negociaciones en curso con dos jugadores que se dirigen a las audiencias de arbitraje salarial. Tanto Kyle Tucker cómo Cristian Javier son figuras medulares para los Astros. Si bien el primero de ellos está bien distante de la organización en cuanto a sus pretensiones salariales, la situación con el dominicano es un poco más rescatable. Apenas $500,000 es la brecha entre los tres millones que solicita Javier y la oferta de la oficina principal. Limar esas asperezas pudiera constituir el primer desafío del nuevo ejecutivo a su llegada a Minute Maid Park (en dependencia de que tan pronto llegue). Tampoco es descabellado la potencial adición de profundidad en algunas áreas como la receptoria y el bullpen zurdo, si bien de momento no parece que ninguna de ellas constituya una prioridad de cara al Opening Day.

Mas por venir pronto …

A %d blogueros les gusta esto: