Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Yuli Gurriel y las críticas: «Tenía buenos resultados (en Cuba) y la gente era peor todavía».

Dudas ya quedan pocas, Yulieski Gurriel es y será uno de los jugadores más mediáticos de la historia del béisbol cubano, para no ser absoluto. Dos títulos de Serie Mundial luego de siete temporadas en las Mayores así como una gran carrera en Cuba y en la arena internacional defendiendo las cuatro letras.

Precisamente vistiendo el uniforme del equipo nacional cubano, ha tenido algunos momentos, los cuales no han sido los más positivos. Sin dudas, el más famoso y recordado fue en la final de los Juegos Olímpicos Beijing 2008 cuando contra el elenco de Korea, tomó turno con dos corredores en circulación en la novena entrada perdiendo los suyos 3*2, sin poder hacer el trabajo, bateando para doble play y sellando la derrota de Cuba.

En ese campeonato, Yulieski no estuvo en su mejor forma, bateó .229 (35-8), largó par de dobletes, impulsó cuatro y a la defensa su average fue de .962.

Luego de esto, acompañado de la polémica y los malos tratos del público con el «10», Yulieski cada vez llegaba más predispuesto a los estadios, sabiendo lo que le esperaba en cada salida.

Modesto Agüero y Henry Morales en el canal de Youtube de la Familia Cubana, dejaron una extensa entrevista con el hijo de Lourdes Gurriel en la que también toca estos temas sobre sus críticos y ese turno en Beijing, fragmento que pondremos a su disposición:

P. Has tenido la mala suerte de ser el último out de momentos recordados, creo que te pasó en el primer Clásico, pero el más recordado es el del 2008 aunque te pasó incluso en una Serie Mundial contra Washington. Uno puede poner cualquier cosa que hizo Yuli Gurriel y van a salir 5 o 6 satélites a responder, «no, él bateó para doble play en el 2008». ¿Cómo lidia un pelotero con las críticas? Yo creo que a nivel mediático en Cuba ahora mismo o en un momento dado fue César Prieto, quien ahora está haciendo su carrera, si llega va a hacer igual de mediático. Pero el mediatismo que provoca Yuli Gurriel es muy grande tanto en comentarios positivos o negativos. ¿Cómo lidiar con eso? Uno tiene sangre es las venas y molesta.

R. «Fue bien difícil, principalmente al principio. Yo no entendía ese asedio y ataque que yo tenía siempre. Primero quise pensar que era por mi papá. Era lo primero que todo el mundo nos decía «hijo de papá», pero ya pasaba el tiempo y seguían en lo mismo. Yo no entendía, al contrario, lo cogía de una manera caliente, ya no resistía todos los estadios, gritaban y demás, llegaba a la habitación y tiraba de todo. Hablaba con mi papá a veces que era uno de los que más me hablaba, le decía que no entendía por qué me gritaban tanto si yo me sentía cada vez superándome más. Me sentía mucho mejor que al principio, tenía buenos resultados y la gente era peor todavía, mientras más iba pasando el tiempo la gente me gritaba más. Salía de los estadios y ya no quería hablar con nadie. La cogía con todo el mundo y de verdad que pasó el tiempo y fui madurando mucho más. Una frase bien verdadera fue la que mi papá me dijo una vez «preocúpate cuando no hablen de ti, si hablan de ti es porque estás haciendo la cosas bien».

«Eso siempre estuvo en mi cabeza y después de ese año del 2008, un momento bien duro para mí. Todo el mundo sabe, una medalla de oro (en juego) que desde el principio no me salían bien las cosas. Un torneo corto, cuando no empiezas bien resulta muy díficil poder transitar con éxito. Un momento bien difícil, conecté para doble play, no me sentí bien, me sentí bien triste por no poder ayudar a mi equipo cuando más lo necesitaba pero de verdad soy una gente que enfrenta la realidad y soy de los que pienso que detrás de un éxito hay siempre un derrota, una decepción y un momento malo».

«Siempre tienes que tratar de levantarte, es muy díficil que en una carrera tan larga no tengas momentos como ese y ese momento difícil mucha gente puede que no quiera que se vuelva a dar o que se te de una situación de esa magnitud. Yo siempre estuve dispuesto y si se me vuelve a dar lo vuelvo a hacer. De verdad que uno lo siente y es de la manera que yo lo veo. No tengo miedo a fallar, uno lo intenta una, otra vez y lo volvería a intentar. Este es un deporte tan bonito que te daría revanchas como esas en momentos que te vuelve a poner la vida. Gracias a dios he podido disfrutar más de momentos agradables».

A %d blogueros les gusta esto: