Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Yuli Gurriel se viste de héroe y Astros doblegan en reñido duelo a Orioles en Baltimore

HOUSTON, TX – Yuli Gurriel fue el gran héroe de la jornada de este sábado en Camden Yard de la ciudad de Baltimore. Los locales Orioles continuaron con su feroz resistencia ante los texanos, a quienes obligaron a exigirse al máximo para conseguir una ajustada victoria de once anotaciones por diez. El cubano, primero empató el marcador en el octavo episodio (7-7) con su trigésimo octavo doblete del año, y posteriormente decidió una entrada más tarde con sencillo remolcador de dos rayitas más que quebraron un momentáneo abrazo a nueve.

El juego fue un auténtico “cachumbambé”, con ambos planteles alternándose la ventaja en la pizarra a lo largo de las nueve entradas. Los Astros, que se combinaron para conectar apenas seis hits y fueron blanqueados en los dos encuentros previos, ahora sumaron una docena de imparables, y aunque sus rivales conectaron aún más (17), fueron ellos los que aprovecharon los mejores turnos en situaciones de alto apalancamiento.

Además de Gurriel (de 5-2, con doble y tres empujadas), también hubo destaque para su compatriota Yordan Álvarez (de 3-2, con anotada, impulsada y par de boletos) y el jardinero derecho Kyle Tucker (de 5-2, con doble, anotada y remolque). Todos lograron partido multihits para la causa sideral, mientras Jose Altuve conectaba el único cuadrangular de su equipo y Jeremy Peña un doblete productor de dos anotaciones. Los restantes indiscutibles fueron (uno percápita) para Chas McCormick, Mauricio Dubon y los enmascarados boricuas Martin Maldonado y Christian Vázquez.

Desde el montículo el zurdo Framber Valdez permitía once hits y siete carreras (cuatro limpias) en apenas cinco entradas un tercio de labor y vio truncada su cadena de 25 aperturas de calidad consecutivas. El dominicano además regaló un boleto, ponchó a seis oponentes y no figuró en la decisión del choque. Los relevistas Phil Maton y Hunter lograron contener temporalmente la hemorragia durante el sexto y séptimo innings, pero en el octavo flaqueó Rafael Montero y Ryan Pressly estuvo a poco de desperdiciar su quinto salvamento de la temporada en el cierre. No obstante, logró preservar el éxito y se anotó su rescate número 31 del año.

Fue la victoria 100 de los Astros, convirtiéndose en el primer equipo de todo el joven circuito en redondear el centenar de éxitos en un período de cinco temporadas completas (162 partidos). De paso convirtieron a Dusty Baker apenas en el cuarto manager de toda la historia con campañas de 100 o más triunfos en ambas ligas, uniéndose a Sparky Anderson, Whitey Herzog y Tony La Russa.

El número mágico para la conquista del mejor récord de la Liga Americana quedó disminuido en cuatro, y a falta de nueve fechas para que concluya el calendario regular parece poco menos que inalcanzable, sobre todo si se toma en cuenta que Astros jugarán los últimos siete partidos en Minute Maid Park ante sus aficionados.

A %d blogueros les gusta esto: