Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Lance McCullers impecable en su regreso y Astros blanquean en casa a los Atléticos

HOUSTON, TX – Lance McCullers brilló en su regreso a un montículo de Grandes Ligas y los Astros aseguraron este sábado la serie ante Oakland al blanquearlos con marcador final de ocho carreras por cero. El abridor de raíces cubanas trabajó seis episodios completos esparciendo apenas par de indiscutibles, al tiempo que otorgaba cuatro boletos y ponchaba a cinco rivales para mantener su efectividad inmaculada (0.00) y asegurar su primer triunfo de la campaña. Su labor comprendió 81 envíos, de los cuales 47 cayeron en strikes y alcanzó las 94.7 mph (unas 2 mph más de lo que logró en su última salida de rehabilitación el pasado domingo en Sugar Land).

Los relevistas Phil Maton y Bryan Abreu completaron la blanqueada, propinando tres abanicados en igual numero de entradas combinada, mientras la ofensiva se destapó de manera increíble y acabaron conectando un total de doce indiscutibles.

Los cubanos Yuli Gurriel y Yordan Alvarez se fueron de 4-2 cada uno, y entre los dos anotaron tres de las ocho rayitas anaranjadas, mientras Alex Bregman (cuadrangular), Chas McCormick (triple) y Kyle Tucker (triple) remolcaron dos carreras percápita. También sobresalió madero en ristre el recién llegado Trey Mancini (de 4-3, con doble y RBI), así como Jeremy Peña (de 4-2, con doble y RBI), quedando únicamente Jose Altuve y Martín Maldonado sin conectar de hit dentro de los nueve que abrieron como titular en la jornada.

La serie continúa hoy en Minute Maid Park con el juego de cierre entre ambas novenas. Los locales (74-41) intentarán mantenerse con el mejor de la Liga Americana, mientras que los californianos (41-73) irán por evitar la barrida a domicilio. El diestro dominicano Christian Javier (Astros) y el zurdo estadounidense Cole Irvin (Atleticos) están anunciados para trabajar como abridores.

En este momento el enfrentamiento global de la temporada favorece a Houston 8-6, de la misma manera que el por vida (93-89), sin embargo la ventaja sideral no es amplia en ninguno de los dos casos.

A %d blogueros les gusta esto: