Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Andy Rodríguez saca el extra y le da la victoria a Miami Dade College en final estatal.

El Capitalino Andy Rodríguez sacó el extra de los campeones para darle a su equipo, Los Tiburones del Miami Dade College, el primer triunfo dentro de la Final del Estado.

Tras la derrota de este jueves 12 de mayo frente al equipo de los Indian River por pizarra de nueve anotaciones por una (9×1), ganar el encuentro de hoy frente a los Chipola Indians, se convertía en la única manera de seguir con oportunidades en la competencia.

El equipo de Chipola es considerado el segundo mejor elenco dentro de la división NJCAA en todos Los Estados Unidos. Por lo tanto, la tarea los Tiburones era harta difícil. El encargado de subirse a la lomita por Miami-Dade fue el ex-Industriales, Andy Rodríguez y lo hizo para llevarse el triunfo con una labor que podría catalogarse como titánica.

Rodríguez se sostuvo en el centro del diamante durante seis entradas completas. Permitió las dos carreras de sus rivales en el juego, gracias a soportar tres indiscutibles y a desatenciones de la defensa. Además, regaló cuatro bases por bolas y recetó nueve ponches a los bateadores contrarios.  

En su trabajo estuvo realizando la exagerada cifra de 131 envíos hacia el plato de los cuales 82 fueron strikes. Esta labor extendida significó permitir a la batería poder hacer las carreras para llevarse el partido. Lo que estuvo ocurriendo cuando se cerraban los dos primeros tercios del juego, con un decisivo racimo de cinco carreras para Los Tiburones. El Miami-Dade terminó ganado el encuentro siete por dos (7×2).

De la labor de Andy, además, de su entereza para cumplir con su equipo en una faena extraordinaria dejó varias impresiones que lo vislumbran como un lanzador profesional dentro de muy poco tiempo. En el juego utilizó un repertorio de cuatro tipos de lanzamientos; tiró rectas, curvas, sliders y cambios. Su velocidad osciló entre las 89-92 millas por hora en los lanzamientos rápidos. Pero lo que más sorprendió fue la rotación de su slider, que lo estuvo haciendo para 2715 RPM.

Para tomarnos una idea, según el sitio especializado en esta materia, Rapsodo, en Las Grandes Ligas el promedio de rotación de la slider está entre las 2340-2530 RPM. Reiteramos, las del cubano llegó hasta las 2715 esta tarde.  

Recordar que Andy Rodríguez ha sido el caballo de batalla del Miami Dade College, elegido el Pitcher del Año en su Conferencia y que también dio el pase para esta Final Estatal, gracias a una joyita desde el box contra Las Águilas de Polk State.

Por su parte el espirituano Loidel Rodríguez, sigue demostrando tener un bate muy confiable. Loidel alineó como tercer bate y fue el receptor para su equipo, algo habitual cuando lanza Andy. En el desafío se fue con tres imparables en cinco veces al bate, con una carrera anotada y un ponche. En el juego de ayer solo pudo colocar una pelota en territorio de nadie en igualmente cinco turnos, pero fue víctimas de par de fildeos espectaculares, uno de ellos incluso, para robarle un jonrón.

Por lo pronto Los Tiburones siguen con vida y mañana sábado, tendrán partido de eliminación. De ganar esta eliminación estarían discutiendo el banderín de Campeón del Estado de La Florida.

A %d blogueros les gusta esto: