octubre 17, 2021

Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Abreu vacía las bancas y Grandal se vuela la cerca.

La Habana-Cuba-Los White Sox se llevaron ayer la victoria por la mínima ante los Detroit Tigers 8 anotaciones por 7. La legión cubana estuvo liderada por Yasmani Grandal que siguió dando dividendos a la ofensiva, mientras que su par José Abreu protagonizó un vaciado de bancas en los finales del encuentro.

El duelo entre los Medias Blancas y los los Tigres de Detroit tuvo en un abrir y cerrar de ojos de todo. Home Runs, joyas defensivas, picante y hasta un intento de pelea. Entre tanto alboroto, Yasmani Grandal volvió a ser protagonista y se voló la barda por vigésimo tercera ocasión en la temporada.

El máscara Antillano en el mismo primer inning en conteo de dos bolas sin strikes golfeó un lanzamiento rompiente del abridor Manning y mandó la bola a volar por todo el centro del terreno pasando por encima de la cerca. Si bien el cuadrangular fue en solitario, el mismo sirvió para tener a los Sox en el juego, ya que Detroit había fabricado una carrera en la primera entrada.

Por otro lado un suceso poco común se sucedió en los finales del encuentro. Resulta ser que para no perder la costumbre Abreu se llevó otro bolazo doloroso en la temporada, pero en esta ocasión en su camino a la primera base no iba tan relajado como en ocasiones anteriores.

Ya estando en la inicial, consumía turno Yasmani Grandal y un lanzamiento enterrado del relevista de los Tigres se encajó en el suelo. El mismo quedó a un lado del receptor quien vio a Pito salir como un bólido para la segunda base.

Fue en la intermedia dónde ocurrió toda la acción. Abreu se lanzó fuerte y hasta cierto punto innecesario lo que que llevó a tener unas palabras con el campo corto Goodrum, pero la explosión del cubano y el vaciado de bancas se sucedió cuando el lanzador autor del pelotazo salió a encarar al cienfueguero. Para suerte de todos la sangre no llegó al río y fuera del par de empujones en la intermedia no sucedió nada. El conflicto se saldó sin expulsiones y el encuentro terminó con triunfo para Chicago.

Tigres y Medias Blancas se volverán a ver las caras esta noche. Abreu buscará recuperar la buena forma de agosto que hasta el momento no la halla, mientras que sus compatriotas buscan seguir flotando de cara a los Play Off.

A %d blogueros les gusta esto: