septiembre 20, 2021

Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Penosamente, Eriel Sánchez es más de lo mismo.

Por: Yordano Carmona

Miami, Florida- Cuando apenas faltan unos días para que comience el Mundial Sub-23 de Béisbol, el mánager cubano, Eriel Sánchez, le ofreció unas polémicas declaraciones al portal oficialista Cubadebate, dejando en evidencia el proceso de selección de los jugadores para la preselección. Según el ex-máscara espirituano además de ser un buen bateador o lanzador hay otros «parámetros» que cumplir a la hora de representar el equipo Cuba de Béisbol.

Ante la interrogante del colega Boris Luis Cabrera al director del equipo con respecto a las ausencias de Yosimar Cousin y Yunior Tur, Sánchez respondió: «Para confeccionar selecciones nacionales que representen a nuestro país en un evento internacional, hay muchos parámetros que medir. No solo es mirar para cuanto bateó, para cuanto lanzó, o para cuanto fildeó, hay otros aspectos como la disciplina, el patriotismo, etc. He dicho en otras entrevistas que es inconcebible que no estén ellos por su nombre y resultados, pero que revisen entonces los otros parámetros y miren en que fallaron, en que se equivocaron, y que aspectos son los que no cumplen para estar aquí. No es algo que decidimos nosotros directamente, pero hay que analizar esos otros aspectos.

La calidad de ambos lanzadores nunca ha estado en entredicho, ¿pero con esta declaración la dirección de béisbol de la isla está llamando a estos dos jóvenes prospectos indisciplinados por no decir contrarrevolucionario?

Lamentablemente con este discurso el «mánager» cubano y ex receptor de los equipos nacionales pasa a engrosar una lista de directores serviles al régimen y a la Federación, un organismo que tras la muerte de Higinio Vélez continúa sin presidente oficial, lo mismo que la Comisión Nacional. Quizás lo más alarmante no sea que esos jugadores no cumplieron los «parámetros» extradeportivos, sino que el propio director comente que sea «inconcebible que no estén aquí» y que esa decisión «No sea algo que decidimos nosotros»

Si el dirigente de un equipo a un Campeonato Mundial no puede seleccionar a los jugadores, ¿quién lo hace? Cuba participará por primera vez en un mundial de esta categoría y como viene siendo costumbre en cada equipo antillano pierden el torneo antes de jugarlo. La pésima selección de jugadores basadas en sus «parámetros» y la falta de conocimiento del rival será lo que le pase factura a este equipo en tierras mexicanas.

Nada que Eriel Sánchez dejó una vez más que le robaran la base de la moral y la ética humana, sumiso y agachado como en su posición ante las ordenanzas del partido. Tal vez se gane una visa recurrente o sea criticado hasta niveles exorbitantes tras otro descalabro. Lo cierto es, que con sus declaraciones, el ex -enmascarado cometió el passed ball de la decencia.

A %d blogueros les gusta esto: