octubre 25, 2021

Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Ferrer trata de “maquillar” sus declaraciones en Deportivamente

Por: Yordano Carmona

Miami, Florida– Después que en días anteriores nuestro medio expusiera las declaraciones de Armando Ferrer, el mánager del equipo Cuba en el pasado preolímpico de las Américas, durante una entrevista concedida al programa Deportivamente de Radio Rebelde donde abordó temas relacionados a la conformación del equipo a ese torneo en específico; hoy salen nuevas “aclaraciones” del timonel.

En un vídeo publicado por el conocido periodista Hernández Luján, conductor el espacio Bola Viva, Ferrer atestigua que sus palabras fueron malinterpretadas y nunca se refirió al equipo en sí, sino a la preselección. El director del conjunto comentó:

“Yo planteé que no estuve en la preselección del equipo Cuba, esa preselección me imagino que la haya hecho la Dirección Nacional de Béisbol, pero incluso yo ni remotamente pensaba en ser el mánager. Yo me encontraba en los Play Off en Granma y cuando llegué al Victoria de Girón ya esa preselección estaba hecha”.

Estas declaraciones contradicen por completo lo expuesto por el mánager en la Radio. Cuando Rodríguez Gato le preguntó al matancero sobre la conformación del equipo con vistas a este torneo y si ese grupo era el que quería, Ferrer declaró:

«Bueno, realmente no, todos ustedes lo saben, el pueblo de Cuba lo conoce. Yo no participé en la selección de esos atletas y fui nombrado mánager de este conjunto faltando 20 días para la competencia”.

Al parecer, con la explicación de hoy Ferrer pretende limpiar su imagen y arreglar, enmendar o maquillar, una parte de su exposición, que al parecer no estaba en el guión o tal vez, los directivos nunca pensaron que nadie fuera de la isla fuera a escuchar el programa. Lo cierto es que la presión en Cuba es mayor a la de West Palm Beach y Armando como mismo dijo en Radio Rebelde es un soldado del Inder.

Lo insólito de las dos entrevistas es que el director del equipo aún no sepa con certeza quién fue el responsable de conformar la nómina y que, aunque asuma la responsabilidad del fracaso, siga aludiendo que todas las decisiones en la Florida fueron tomadas en “el seno del colectivo”.

Varios jugadores dentro del conjunto me han comentado que Ferrer no fue más que un “monigote” y no tuvo participación en ninguna decisión del torneo. Tanto las señas, como los mítines los daba Eizmendi, el director técnico del béisbol cubano, el mismo que le pagó los $368 a cada jugador a manera de estipendio.

Entonces, el “soldado” Ferrer, sin atreverse a cuestionar una orden, las acató a cabalidad rumbo al fracaso. Un director que no manda es elegido para justificar y ser el mea culpa de los titiriteros. Ferrer es el último rostro de la derrota, pero no el último. La pelota en la isla vive una severa crisis de calidad-identidad, y mientras sigan apareciendo condimentos políticos, de descrédito y amiguismo, y se cocine con consignas de “a degüello” arcaicas y desfazadas, nunca podrá cuajar el caldo de la victoria. Los peloteros cubanos en ligas importantes no necesitan de Cuba pero a Cuba le urge valorar a esos atletas si pretenden en un mediano plazo volver a competir de tú a tú, en algún torneo importante.

!

A %d blogueros les gusta esto: