Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Víctor Víctor Mesa podría regresar pronto de su lesión.

Por: Yordano Carmona

Miami, Florida- El día doce de este mes Víctor Víctor Mesa sufrió una lesión en su tobillo cuando trataba de regresar a segunda base y tuvo que salir del juego con ayuda de los entrenadores. El jardinero antillano y actual jugador de la sucursal de Doble A de los Miami Marlins no ha visto acción desde ese día pero los reportes son positivos en cuanto a su lesión y podría regresar muy pronto.

El mayor de los hermanos Mesas, aunque sigue en la lista de inhabilitados de siete días (entró a la lista el día 13) está con el equipo en Biloxi para enfrentar en una serie de seis paridos a su similar de Milwaukee.

En el momento de la lesión el antillano promediaba 167 de average luego de ocho partidos en el nivel con más talento de las Ligas Menores, Doble A.

A la defensa el cubano no es segundo de nadie y en 912 entradas defendidas en su carrera en las Menores de Los Marlins el outfielder cubano aún no ha cometido error y ha realizado 12 asistencias. La velocidad es otra de las herramientas que el antillano tiene para explotar y en 21 intentos de robo ha llegado quieto en 18.

Víctor Víctor, quien no vio acción durante la temporada pasada tuvo un comienzo ofensivo lento esta temporada y en apenas 24 turnos solo ha conectado un extrabase. Todos sabemos que el bate del patrullero ha sido su punto más flaco desde que jugaba en la Serie Nacional Cubana y es su asignatura pendiente en el profesionalismo. El natural de Santa Clara ha batea para un anémico 232 de average en su paso por la granja de los Marlins y es algo que tendrá que mejorar si aspira a debutar algún día en el estadio de la Pequeña Habana.

Los Miami Marlins h le ha dado más juego en el jardín central a JJ Bleday y a Peyton Burdick, dos de los principales prospectos de la organización que eran jugadores else esquina pero el equipo los ha movido algo que manda un mensaje claro.

Esperemos que el cubano regrese pronto y demuestre la calidad que vieron los ojeadores del equipo del sur de la Florida cuando decidieron pagarle $5 millones.

A %d blogueros les gusta esto: