September 20, 2020

Pelota Cubana

El mejor sitio de béisbol cubano

Pelotero cubano podría estar con los Rays en viaje histórico a La Habana.

Por:Jorge Ebro

Dayron Varona apenas tenía 11 años cuando los Orioles de Baltimore fueron a Cuba, pero nunca olvidará aquellos días en que el béisbol de Grandes Ligas sopló por primera vez en su tierra luego de décadas de inexistencia.
Aún no tiene la confirmación, pero Varona podría ser el único cubano que regrese a la isla con otro conjunto de las Mayores, si finalmente es aceptado entre los 28 peloteros que harán el viaje de Tampa a La Habana.
“Estoy esperando que me digan, creo que tengo alguna posibilidad de hacer el equipo”, expresó Varona, de 28 años, desde el centro primaveral de los Rays. “Siento algo en el pecho, ha sido algo que no esperaba y me parece algo muy bueno todo lo que está sucediendo entre ambos países”.
De pronto, Varona se ha convertido en uno de los peloteros más solicitados de Tampa Bay y muchos lo buscan para preguntarle sobre un país exótico y lejano en la mente -que no geográfico- del poco o nada conocen.
Los jugadores de los Rays recuerdan a Charles Barkley cuando le preguntaron que sabía de Cuba antes de un juego del Dream Team contra la selección antillana: “Creo que es un país donde manda un hombre que fuma tabaco”.
“Me preguntan si hay violencia, cómo es la gente y otras cosas”, comentó Varona, quien en la temporada pasada fue promovido a Doble A. “Les digo que es un país tranquilo, donde la gente es buena y apasionada por la pelota”.
Si finalmente es incluido en el roster, para Varona la visita a la capital cubana tendrá un condimento especial, pues todavía no ha olvidado el peligroso viaje por vía marítima en noviembre del 2013 junto a su madre para escapar con el deseo de jugar en Grandes Ligas.
Tras una estancia en Haití, Varona fue firmado por los Rays con un pacto de Liga Menor y ahora espera que su actuación en la primavera le abra un puesto en el equipo principal o al menos lo catapulte a Triple A.
“La organización me pone nuevos retos, a ver si puedo hacerlo y hasta ahora no lo he hecho mal”, comentó el jardinero que jugaba con Camaguey en las Series Nacionales. “El equipo me llevó a Doble A, después a Puerto Rico, y ya me pusieron a jugar en el spring training”.
¿Pero irá a La Habana?
A pesar de que él se fugó y no han transcurrido los ocho años que exige la ley cubana para el retorno de quienes escaparon de manera ilegal, Varona cree que así como viajaron cuatro compatriotas suyos en diciembre pasado en un viaje de buena voluntad de las Grandes Ligas, a él también le permitan entrar.
Y como soñar no cuesta nada, Varona se imagina parado en el plato del Estadio Latinoamericano delante de más de 50,000 cubanos en un choque histórico por lo deportivo y lo político con la presencia del presidente Barack Obama.
“Será un momento grandioso para mí y para todo el pueblo de Cuba”, recalcó Varona. “Extraño mucho a mi gente, a mi barrio, algunas cosas que se quedan dentro de uno. Este acercamiento viene pasando a medida que lo ha requerido el momento. Y este momento es de jugar pelota”. 

 

%d bloggers like this: